Dinos qué personalidad tienes y te diremos qué raza te va

Qué raza de perro te va

¿Introvertido, intelectual, ordenado… o quizás juerguista, sociable o hipocondríaco? Esto es como el amor, una buena elección garantiza una relación larga y saludable. Da igual lo singular que creas ser. Existe un perro que se adapta a ti. Y te lo vamos a contar. Hay por ahí una raza que te busca.

The Pets Shar-Pei
Shar-Pei (clic para agrandar)

1TODO GLAMOUR

Shar-Pei

♥ Para sofisticados… que puedan pagarlo

Ya se sabe… dentro de una misma familia los hay con más glamour que otros… Si te consideras sofisticado, echa un vistazo a uno de los perros más peculiares del mundo canino. Su físico, arrugadísimo, le proporciona una imagen espectacular y muy atractiva, aunque no exenta de problemas: esos pliegues le causan problemas cutáneos. Y tampoco hay que olvidar que el paso del tiempo le quita varias arrugas. Conviene señalar que solo unos pocos privilegiados pueden pagar los más de 1.000€ que puede llegar a costar un buen ejemplar de competición.

Golden Retriever (clic para agrandar)

2UN TIPO CON SOLTURA

Golden Retriever

♥ Si tú eres sociable, el más

¿Hablas con todo el mundo, ligas hasta con las plantas, los ancianos te buscan para que les subas el pan? Tu perro es el Golden Retriever, una raza sociable hasta la exageración y muy amante de la gente. Entre sus cualidades también se encuentra una gran capacidad para soportar las diabluras de los niños, dar cariño a diestro y siniestro y llevarse bien con sus congéneres. Sí, es prácticamente imposible no hacer buenas migas con un Golden Retriever. ¿Defectos? Algunos. Es un pésimo guardián, capaz de mover el rabo con frenesí para recibir la llegada de un okupa al hogar. Pero nada más que el rabo: ladrar no ladrará, por si pintan bastos.

The Pets Pastor Alemán
Pastor Alemán (clic para agrandar)

3TE DEFENDERÁ CON SU VIDA

Pastor Alemán

♥ Un ángel guardián de colmillos afilados

Es la mejor raza para trabajar en tareas de rescate, solidaridad y bien social. Desde muy pequeño, el Pastor Alemán ya afianza su fidelidad al amo, da muestras de valentía y asume que irá con su dueño hasta la mismísima puerta del purgatorio, porque ningún propietario de Pastor Alemán podría ir al infierno. Su perro ya se encargará de evitarlo. Velará por su amo como el mejor ángel guardián. Pero no todo es coser y cantar, una mala educación malogrará este dechado de virtudes hasta convertirlo en un peligro social. Su inteligencia y fiereza están muy por encima de otras razas, y pobre del que se tropiece con un Pastor Alemán al que le da por hacer el mal: sus colmillos dan (mucho) miedo. Y con razón: son cuchillos jamoneros.

Lebrel Afgano
Lebrel Afgano (clic para agrandar)

4Hermoso como un Van Gogh

Lebrel Afgano

♥ Busco amo intelectual para compartir sosiego

¿Perteneces a esa especie humana que devora libros, asiste a la ópera y recorre con gusto museos y galerías de arte? Si es así, lo más probable es que los perros te importen un bledo, salvo que hayas descubierto al Lebrel Afgano. Su estética es tan hermosa y elegante que hasta puede ser un reclamo para las musas. Además, es tranquilo, pacífico y discreto. No te molestará durante las largas jornadas de lectura y escuchará a Beethoven con aparente devoción. ¡Prometido! Además, nos consta que acariciar su espléndido pelo podría gratificarte tanto como mirar un Van Gogh. Te gustará ser su amo.

Basenji
Basenji (clic para agrandar)

5Limpio como un gato

Basenji

♥ La mascota de Don ordenado

Hagamos una rápida pasada por la casa de Don ordenado. Armarios que parecen casas cúbicas. Baños de exposición. Cocina inmaculada y una sensación de orden que impone respeto (y admiración). Y tu crees que jamás podrías tener un perro… Te equivocas. La búsqueda ha sido larga, pero tenemos tu perro ideal: un Basenji. Este perro se limpia el cuerpo todos los días y además, ¡qué maravilla!, no desprende olor ni suelta pelo. Además, tampoco molesta. Tiene un sexto sentido que le impide dar la murga cuando su amo quiere estar tranquilo. El Basenji sabe permanecer quieto sin rechistar. ¿Algo más? Sí. No ladra. Solo emite unos sonidos parecidos a un canto tirolés. Y no es una broma.

Boxer
Boxer (clic para agrandar)

6¡A jugar!

Bóxer

♥ Gritemos juntos: ¡¡¡es hora de divertirse!!!

Vivo, alegre, deportista, espontáneo y guardián incorruptible. El Bóxer es el eterno cachorro. No para de jugar, de saltar sobre sus amos, de demostrar afecto y pedir diversión. Es incompatible con temperamentos calmados, pero hará las delicias de familias numerosas y amos entregados. Son maestros en imponer su voluntad, y poderío físico les sobra. Sus amos deben ser unos grandes amantes de los animales y conscientes de que esta raza necesita una buena educación que encauce sus arrebatos de espontaneidad. Es muy divertido, pero a veces se sale del tiesto. Ojo al dato.

GreyHound (clic para agrandar)

7Corredor Incansable

Greyhound

♥ El alma gemela de los grandes deportistas

A pesar de que esta raza es preciosa, limpia, noble y absolutamente fiel a su amo, pocos la convierten en su mascota. Y es que su necesidad de ejercicio podría hacer enloquecer a cualquier amante de los paseos… en automóvil. Veloz como el rayo, puede alcanzar los 75 Km/h y recorrer grandes distancias sin dar muestra de cansancio. Quizás sea demasiado para un aficionado al running matinal, pero excelente para el amante del deporte duro, siempre que lo realice al aire libre. Como buen Lebrel, es moderadamente afectuoso y reservado, aunque le sobra poderío y distinción. Puedes comprobarlo en las carreras que se celebran en muchas ciudades europeas. En realidad, es un príncipe deportista al que no le gusta ser molestado con caricias después de correr, aunque te adore.

Teckel (clic para agrandar)

8El perejil de todas las salsas

Teckel

♥ Tan juerguista como tú, quizás más

Esta raza tiene una capacidad mímica realmente increíble para tratarse de un perro. Bien enseñado, moverá la cabeza cuando su amo lo haga, cerrará los ojos, abrirá la boca y hará otros gestos que provocarán la risa de todo el que lo mire. Además, su físico ayuda. Míralo bien: alargado como una salchicha, paticorto y bajito como un tapón. Pero lo que le falta de tamaño, le sobra en vivacidad, alegría y astucia. Es un tipo listo y valiente como pocos. Pero no todo van a ser cualidades. Puestos a sacar defectos, tiene bastante tendencia a engordar y un miedo terrible al frío y a la humedad. Cuando llueva, olvídate de sacarlo de paseo.

Cocker (clic para agrandar)

9Amo a mi amo

Cocker

♥ Sólo para dueños (muy) cariñosos

Si existe una raza canina capaz de darlo todo por una caricia, esa es el Cocker. Una vez más, el físico es un reflejo del interior. Walt Disney lo pilló al vuelo cuando eligió esta raza para dar vida a la perra animada más melosa de la historia. La caída de ojos de Dama cautivó a su Vagabundo en una de las escenas Disney más míticas: el apoteósico final de último espagueti de una cena a la luz de la luna. De todos modos, y a pesar de su dulzura, cualquier Cocker que se precie siempre tendrá una pizca agresiva que no conviene descuidar, pues podría convertirse en un problema. Sea como sea, esta raza canina necesita caricias, mimos y palabras cariñosas. Sin esas muestras de amor, se volverá un perro inseguro y agresivo. Con los niños se lleva bien. Es paciente y capaz de soportar con alegría cualquier lluvia de flechas sobre su cabeza. Con sus colegas caninos, las cosas se complican, lo mismo saluda que lanza un gruñido. Depende de la pata con la que se levante.

Cavalier (clic para agrandar)

10Nunca da problemas

Cavalier

♥ Se adapta a ti con la naturalidad de un guante

Perfecto para acompañar a personas mayores. Apto para niños y familias numerosas. Capaz de satisfacer a solitarios, deportistas moderados y amantes del sillón. Esta raza es capaz de mimetizar los hábitos de su dueño y hacerlos suyos. No es fácil encontrar buenos ejemplares. Y las mezclas han dado lugar a líneas más rebeldes. Pero si acudes a un buen criador, tendrás una mascota que jamás te dará problemas de comportamiento. ¿Defectos? Solo uno: suelta pelo todo el año. Habrá que calcular partidas bimestrales de peluquería y adquirir un buen robot aspirador. Por lo demás, es absolutamente adorable. Te lo garantizamos.

Drathaar
Drathaar (clic para agrandar)

11Un tipo duro

Drathaar

♥ Un antídoto para amos hipocondríacos

La línea germánica de esta raza y la confluencia en su árbol genealógico de ejemplares robustos hacen de él un perro con cualidades asombrosas. No solo por su excepcional aptitud para la caza, sino también por una salud a prueba de bombas. Aparte de tener un pelaje duro y erizado, una auténtica armadura contra espinos y zarzas, el Drathaar es atlético, rústico, dinámico, fogoso, fuerte, ágil y muy resistente, el mejor antídoto para corazones sensibles y aprensivos. Además, a este malote no le va la queja. Es un tipo duro de cuidado.

Westy (clic para agrandar)

12Can sin miedo

W. Highland White Terrier

♥ ¿Osado y audaz? Pon un Westy en tu vida 

Los que le conocen bien, aseguran que este pequeñajo, que no supera los 10 Kg de peso, es valiente como un tigre y tierno como una gacela. Está dotado de unas mandíbulas que hacen palidecer a ejemplares mucho más grandes. Nació como un rudo cazador de madriguera, endurecido durante siglos por el viento helado de Escocia y hecho a sí mismo en un mundo donde solo los más fuertes podían sobrevivir. Este can no tiene miedo a nada, pero tampoco es pendenciero. Eso sí, le gusta ladrar, alborotar y ser acariciado con moderación. ¿Alguna singularidad? Varias: el apego a su amo será fuerte, pero no exclusivo. No tolera vivir con otros animales domésticos y los machos tienen un acusadísimo instinto sexual.

 

Fotos de Miroslav Beslin, Peter Bain, en Pexels, y pixabay.es

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!

Por favor ingrese su nombre aquí